Cómo hacer arroz fácil y rápido en menos de 20 minutos | Con recetas

0
886
arroz fácil y rápido

Todos lo tenemos: esa cosa en tu despensa que quieres cocinar, pero nunca lo haces. Para mí, hasta hace poco, era una bolsa de arroz. No porque el arroz sea difícil de cocinar (aunque algunas personas lo discutirían), sino por su frustrantes tiempos de cocción. Llegaba del trabajo deseando un plato de arroz, pero, una y otra vez, hacía algo rápido y fácil con el único fin de no esperar 45 minutos para la cena. Pero como todo en la vida tiene solución, en este nuevo post de Dame un Consejo te enseño cómo hacer arroz fácil y rápido. ¡Sigue leyendo y no te pierdas las deliciosas recetas que te esperan al final!

Antes de comenzar, me tomaré el atrevimiento de contarles el final de la historia: la gran bolsa de arroz sin abrir en el armario me rompió por completo. Tiene que haber una mejor manera, pensé. Una búsqueda rápida en Internet resultó en ollas a presión o en ollas arroceras que, aunque inteligentes, no eran relevantes, teniendo en cuenta que no tenía tales herramientas. Al final, la bolsa y mis hornallas realmente eran todo lo que necesitaba.

Técnicas para preparar arroz fácil y rápido

Mientras que cocinar arroz es una técnica básica de cocina, también sucede que muchas personas nunca se han tomado el tiempo para aprender adecuadamente.


En este artículo aprenderás qué ingredientes necesitas, el paso a paso para preparar arroz fácil y rápido, los modos de conservación de este alimento y algunas recetas para que tus platos den el paso hacia la excelencia.


arroz fácil

Procedimiento: el arroz más delicioso

El arroz generalmente se cocina durante 30-45 minutos usando una relación de 2:1 de agua con arroz (dos tazas de agua con una de arroz). No obstante, el método de ebullición que te proponemos aquí imita la cocción de la pasta: el arroz se sumerge en agua hirviendo, lo que reduce el tiempo de cocción a casi la mitad. El proceso es simple y dará como resultado un delicioso arroz fácil y rápido. Te lo contamos en detalle:

1. Calcula la cantidad de arroz que utilizarás

¿Cómo? ¡Fácil! Una porción de arroz equivale a media taza de tamaño estándar (sí, de esas que utilizas para tomar tu café de las mañanas). De todos modos, si le preguntamos a las madres y abuelas, nos dirán que «dos puñados por persona bastan». Si varias personas comen, multiplica estos procedimientos por la cantidad de comensales.

2. Lava el arroz

¡Así como lo lees! La mejor manera de hacer arroz fácil y rápido es removiendo el almidón de los granos antes de ponerlos a hervir. Pasando el arroz por agua varias veces y desechando el líquido almidonado, conseguirás que los granos queden sueltos, en lugar de pegajosos. El lavado permitirá, además, acelerar los tiempos de cocción. ¡No querrás saltearte este paso!

3. Hora de cocinar

Pon al fuego una olla con abundante agua y unas pizcas de sal. Cuando hierva, agrega los granos de arroz que has lavado previamente y revuelve con una cuchara de madera para que no se concentren en un único sector. Naturalmente, echar grandes cantidades de arroz al agua hará que ceda su hervor, así que, cuando recuperes el punto de ebullición (cuando veas burbujitas en el agua), procura revolver una vez más.

4. Fin de cocción

Comienza a verificar que esté cocido después de 10-15 minutos; daremos el detalle de los tiempos de cocción según el tipo de arroz un poco más adelante en este artículo. Una vez listo, cuélalo y permite que el líquido residual se evapore de los granos dejando que reposen unos 5 minutos aproximadamente. ¡Tienes tu arroz fácil y rápido!

¿Qué tipo de arroz me conviene?

¿CUÁLES SON LOS DIFERENTES TIPOS DE ARROZ?

Hacer arroz fácil y rápido no encierra grandes complejidades, pero debes elegir el tipo de arroz más apropiado para el plato que tengas en mente. Hay miles (¡más de 40,000, de hecho!) de tipos individuales de arroz y maneras de clasificarlos, pero, por simplicidad, los clasificaremos por su grano. Dentro del tipo de grano, encontrarás blanco, marrón y otras variedades. ¡Comencemos a descubrir sus particularidades!

Arroz de grano largo

  • 10 a 15 minutos de cocción

El arroz de grano largo es probablemente el tipo de arroz más utilizados para preparar guarniciones. Se caracteriza por granos largos y delgados, que suelen ser bastante cilíndricos y pueden estrecharse en los extremos. Los tipos de arroz de grano largo incluyen arroz basmati y jazmín; a menudo, si compras un recipiente simplemente etiquetado como «arroz blanco», será una variedad de grano largo.

Arroz de grano medio

  • 15 a 20 minutos de cocción

Los arroces de grano medio son típicamente más cortos y ligeramente más gordos que sus contrapartes de grano largo. Son absorbentes y pueden ser un poco más pegajosos que los arroces de grano largo. Los tipos de arroz de grano medio incluyen el arroz al estilo japonés y el arroz bomba.

Arroz redondo

  • 30 a 40 minutos de cocción

Los arroces de grano corto son incluso más cortos que las variedades de grano medio, y generalmente tienen una forma ligeramente redondeada. Una mayor concentración de almidón puede hacerlos más pegajosos. Quizás el ejemplo más famoso de arroz de grano corto es el arroz arborio, que se usa para hacer risotto.

¿Cómo se conserva el arroz cocido?

Supongamos que hiciste tu preparación de arroz y te ha sobrado un poco, o que eres de aquellos amantes del meal prep y quieres conservar el arroz que has cocido para su consumo durante la semana. ¡Te lo solucionamos! No te pierdas estos tips para que tu arroz se preserve de la mejor manera:

  • No dejes que pasen más de dos horas entre el fin de la cocción y la refrigeración.
  • Almacena el arroz en un recipiente de cierre hermético.
  • Consérvalo a temperatura de refrigeración, a menos de 5°C.
  • Consume antes de que cumpla sus tres días de refrigeración.
  • Si recalientas el arroz antes de consumirlo, hazlo a más de 70°C durante – al menos – dos minutos.

Ten en cuenta que, pasados los tres días, el arroz es propenso al crecimiento bacteriano.

2 Recetas con arroz rápidas y fáciles (apto vegetarianos)

cómo cocinar arroz

Sabemos que el arroz es uno de los alimentos más nobles y versátiles, por eso, te regalamos dos recetas vegetarianas con las que podrás explotar al máximo su sabor. ¡Lúcete en la cocina y sorprende a tus invitados!

Croquetas de arroz clásicas

Ingredientes

  • 2 tazas de arroz cocido
  • 1 diente de ajo
  • 1 cebolla
  • Perejil
  • Pimienta
  • Sal
  • Aceite de oliva
  • Huevo y pan rallado

Procedimiento

1. Pica las cebollas y el ajo dándoles un corte pequeño y ponlos a sofreír en una sartén. Una vez que estén cocidos (verás que la cebolla toma un color transparente) agrega el perejil picado junto con la sal y la pimienta. Opcional: suma a esta mezcla tus hierbas favoritas y queso.

2. Añade el arroz y mezcla muy bien. Dale una probadita a la preparación para verificar que tenga el sabor deseado. Deja enfriar.

3. Por último, toma pequeñas porciones de mezcla y dales forma de bolita. Pásalas por huevo batido, empánalas y envíalas a freír. ¡Listo!

Zapallitos rellenos de arroz y vegetales

Ingredientes

  • 2 zapallitos
  • 1 taza de arroz cocido
  • 1 trozo de morrón rojo
  • 2 cebollas de verdeo
  • 1/2 berenjena
  • 1 diente de ajo
  • 1 cda. de pan rallado
  • Sal, pimienta y aceite

Procedimiento

1. Hierve los zapallitos enteros por 10 minutos (¡ten cuidado!, debes darlos vueltas a mitad de la cocción porque flotan)

2. Retíralos del agua y deja que se enfríen. Luego, córtalos por la mitad y ahuécalos con una cuchara, removiendo el centro y dejando un poco de zapallito en los bordes.

3. Corta las verduras y saltéalas con la carne (el interior) de los zapallitos – con un poco de aceite a fuego bajo – hasta que estén cocidos.

4. Deja enfriar las verduras y tritúralas para obtener una pasta suave. Agrega sal y pimienta a gusto.

5. Mezcla las verduras con el arroz cocido y rellena los zapallitos ahuecados.

6. Esparce un poco de pan rayado y un chorrito de aceite por encima de los zapallitos y llévalos al horno para que se gratinen. ¡Puedes agregar queso también! Cocínalos hasta que estén doraditos por encima.

Puede interesarte: Cómo saber si un huevo está en buen estado

Hemos llegado al final de nuestro artículo sobre cómo hacer arroz fácil y rápido, ¡esperamos que te haya sido de utilidad! Déjanos un comentario contándonos tus impresiones, ¡nos encantará conocerte mejor!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here